Un asterisco, de noche (IV)

-Déjame golpear el piano.
-Si le das con las manos frías se te morirán los zapatos.

1 comentario:

La sonrisa de Hiperión dijo...

Encantador blog el tuyo, un placer haberme pasado por tu espacio.

Saludos y un abrazo.