Domingo

Sumando son siete. Entre horas (que se hacen días, semanas, consumen estaciones...) vuelan pensamientos pródigos y que podría ser, en breve, toman nombre, forma, color, olor... De mano de los sueños resacosos y miradas fugaces, para poder volver a deslizarse en los domingos con sueños basados en pecados capitales, bares en los que dejar que se peguen las suelas de nuestros zapatos mientras...


2 comentarios:

lookandcheck dijo...

hey! cada vez somos más por aqui eh...que tal todo!? merry xmas!! XXX

TPHyo* dijo...

domingos de muerte y lunes de puta resurreción.